También: Citas, fábulas, etc.

Elaborada en base a lo recibido

Gracias por su aporte !!

... que los disfrute!

Las tablas inferiores son buscador en ésta página

 

El material de ésta página se publica por amor, respeto y admiración a sus autores

   

POEMAS          

El último día de vida

Latinoamérica

Que el camino te salga al encuentro

 Las Montañas

El Hombre y la Mujer

La Belleza

Le Pedí a Dios

Aún No Estoy Preparado

Postales de Amor

 Sola en mi Noche

Mañana será un Nuevo Día

Siempre seré Tuyo

Vivir para no morir lentamente
Poema de Pablo Neruda (en nueva ventana)

Que me Palpen de Armas

El Hombre y La Mujer

Renuévanos la Fe Dormida (en nueva ventana)
Hermoso poema enviado por su autora:
Graciela AMIL FEIJÓO

       

FRASES y CITAS          

Encuentro

Calla

La Conciencia

 Amigo

Vivir

La Felicidad

Amor Eterno

Las Cosas

Doce Frases de Alegría

 Reflexiones a fines del 2000

Globalización

Triple Filtro

     

                     

FÁBULAS y CUENTOS          

El Auto

En el Andén

Recomendado

El Descanso de Dios

El Ángel de los Niños

Culpable

 

HECHOS HISTÒTICOS COMENTADOS          

Alejandro Magno Imperdible... (en nueva ventana)

       

El último día de vida...

Si hoy fuera el último día de mi vida,
dejaría mis fracasos y hábitos mediocres,
en la cesta mental del olvido,
cercana al deshecho y no al recuerdo.
 
Si hoy fuera el último día de mi vida,
el optimismo de nuevo llenaría mi ser,
el vivir me impulsaría a recomenzar,
la alegría ofrecería a mi alrededor.
 
Si hoy fuera el último día de mi vida,
de esperanzas e ilusiones brillarían mis ojos,
al ver que me rodea una belleza natural,
mis ojos abiertos a la claridad virtual.
 
Si hoy fuera el último día de mi vida,
iniciaría con mayor alegría mis deberes,
gozaría de todos los placeres de servir,
cada labor en cada hora con pasión completaría.
 
Si hoy fuera el último día de mi vida,
no aplazaría nada a un mañana desconocido,
viviría con fuerza, con vigor y esencia,
como si fuera éste, el último día de mi vida.
 
Viviré hoy, como si fuera el último día de mi vida,
gozaré el tiempo a cada instante, a cada hora,
completaré tareas, amaré al semejante, sonreiré,
complaceré mis ansias de vivir en plenitud.
 
Lo enviaron sin el Autor
 

 Arriba

Latinoamérica

Ella está grávida y anda; doliendo gozo
castiga
su tiempo el viento, la arrastran
los tiburones que surcan
su mar, la muerden las bocas
de saciedad; la devoran
sin conseguir
devorarla.

La sombra quiere abatirla, y el miedo
la cerca y quiere
que encoja y quede y se duerma,
pero ella grávida avanza.
Por dentro y fuera le crecen
caminos, cielos, guirnaldas,
canciones, himnos,
violines,
le crecen bronces, las arpas
más altas de la armonía,
le ponen miel,
ella canta.

Su cuerpo está redondeando,
fatiga y lucha, y madura
dulzuras desde la pulpa zumosa
y copas espesas
tempranas ríen
y espigas
henchidas, desde la albura
de un pan futuro
la llaman.

Ella está grávida, dejen
que encienda el fuego, que arda,
que llene el aire y la noche
de días, ya no se alcanza,
se mira lejos
dorada
por cima
de la más alta
cima y exhibe y protege
su vientre en un desafío de cumbres
resplandecida, como una hoguera
en el sitio
donde el sol dice,
mañana...

Latinoamérica niña, adolescente
y sembrada
y heroica y mártir camina,
siente su piedra y la espuma
de un mar que encrespa y la sangre
de nadie, el hambre
tambores
aborígenes, la sangre
de nadie, el hambre
y el niño
que muere de hambre, y el hombre
golpeado de hombre,
y la sangre

Latinoamérica duele, piensa en sí misma
se escucha, siente su pulso,
se encuentra; Latinoamérica vibra
su gravidez,
ella sabe.

Autora: Matilde Alba Swann (argentina)
 

 Arriba

Encuentro de dos

Cuando se encuentran dos inteligencias
El mundo guarda silencio
Cuando se juntan dos voluntades
El mundo tiembla
Cuando se encuentran dos corazones
El Mundo Sonríe...
El futuro está asegurado
Anónimo

 Arriba

El Auto...

Una vez, había joven muchacho que estaba a punto de graduarse en sus estudios.

 Hacia muchos meses admiraba un hermoso auto deportivo en una agencia de autos.
Sabiendo que su padre podría comprárselo le dijo que ese auto era todo lo que quería,

 así como se acercaba el día de graduación,

 el joven esperaba por ver alguna señal de que su padre hubiese comprado el auto.

Finalmente, en la mañana del día de graduación su padre le llamo para que fuera a su Habitación.

 Le dijo lo orgulloso que se sentía de tener un hijo tan bueno y lo mucho que lo amaba.
El padre tenia en sus manos una hermosa caja de regalo.

Curioso y  algo decepcionado, el joven abrió la caja y encontró una hermosa Biblia,

 de cubiertas de piel y con su nombre escrito con letras de oro.
Enojado le grito a su padre diciendo:
- ¿Con todo el dinero que tienes y lo que me das es esta Biblia?"

Salió de la casa y no regresó más.

 Pasaron muchos años y el joven se convirtió un exitoso hombre de negocios.

Tenía una hermosa casa y una bonita familia, pero cuando supo que su padre, que ya era anciano,  estaba muy enfermo, pensó visitarlo. No lo había vuelto a ver desde el día de su graduación. Antes de que pudiera partir para verlo, recibió un telegrama donde decía que su padre había muerto,

 y le había heredado todas sus posesiones, por lo cual necesitaba urgentemente ir a la casa de su padre,  para arreglar todos los trámites de inmediato.

Cuando llegó, una tristeza y arrepentimiento lleno su corazón.

 Pronto empezó a ver todos los documentos importantes que su padre tenía y encontró la Biblia,  que en aquella ocasión su padre le había dado. Con lagrimas, la abrió y empezó a hojear sus paginas.  Su padre cuidadosamente había subrayado un verso en Mateo 7.11:

"Y si vosotros siendo malos, sabéis dar buenas guías a vuestros hijos,

 cuanto mas nuestro Padre Celestial dará a sus hijos aquello que le pidan".

Mientras leía esas palabras, unas llaves de auto cayeron de la Biblia.

Tenía una tarjeta de la agencia de autos donde había visto ese auto deportivo que había deseado tanto.

En la tarjeta estaba la fecha del día de su graduación las palabras: "TOTALMENTE PAGADO".

¿Cuantas veces hemos rechazado o perdido la  oportunidad de disfrutar o vivir algo, porque no viene envuelto en paquetes hermosos, como nosotros esperamos?

 Arriba

Calla...

Calla, o di algo mejor que tu silencio...

Anónimo aportado por el Pbro. Lionel Muchut

 Arriba

La Conciencia...

En el match de la Vida, la conciencia es un marcador Impasable.

Anónimo aportado por el Pbro. Lionel Muchut, en la secundaria en 1971

 Arriba

Que el camino te salga al encuentro

Que el camino salga a tu encuentro

Que el viento te sople siempre de espaldas

Que el sol brille cálido sobre tu rostro

Que la lluvia descienda mansa sobre tus campos

Y hasta que volvamos a encontrarnos,

que Dios te sostenga suavemente

en la palma de su mano...

 

«« Oración tradicional de despedida a los viajeros amados »»

 Arriba

En el Andén...

Relato para pensar...

 

Cuando aquella tarde llegó a la vieja estación, le informaron que el tren en que ella viajaría se retrasaría aproximadamente una hora. La elegante señora, un poco fastidiada, compro una revista, un paquete de galletas y una botella de agua para pasar el tiempo. Buscó un banco en el anden central y se sentó preparada para la espera. Mientras hojeaba su revista, un joven se sentó a su lado y comenzó a leer un diario. Imprevistamente la señora observó, como aquel muchacho sin decir una sola palabra, estiraba la mano, agarraba el paquete de galletas, lo abría y comenzaba a comerlas una a una despreocupadamente. La mujer se molestó por esto, no quería ser grosera, pero tampoco dejar pasar aquella situación o hacer de cuenta que nada había pasado. Así que, con un gesto exagerado, tomó el paquete y sacó una galleta, la exhibió frente al joven y se la comió mirándolo fijamente a los ojos. Como respuesta, el joven tomó otra galleta y mirándola, la puso en su boca y sonrió. La señora ya enojada tomó una nueva galleta y con ostensibles señales de fastidio, volvió a comerla manteniendo la mirada en el muchacho. El diálogo de miradas y sonrisas, continuó entre galleta y galleta. La señora cada vez mas irritada y el muchacho cada vez mas sonriente. Finalmente la señora se dio cuenta que en el paquete solo quedaba la última galleta.  No podrá ser tan caradura, pensó mientras miraba alternativamente al joven y al paquete de galletas. Con calma el joven alargó la mano, tomó la última galleta y con mucha suavidad la partió exactamente por la mitad. Así, con un gesto amoroso, ofreció la mitad de la última galleta a su compañera de banco. Gracias, dijo con la mujer, tomando con rudeza aquella mitad. De nada, contestó el joven suavemente mientras comía su mitad. Entonces el tren anunció su partida. La señora se levantó furiosa del banco y subió al vagón. Al arrancar, desde la ventanilla de su asiento, vio al muchacho todavía sentado en el andén, y pensó, que insolente, que mal educado, que será de nuestro mundo... Sin dejar de mirar con resentimiento al joven, sintió la boca reseca por el disgusto que aquella situación le había provocado. Abrió su bolso para sacar la botella de agua y se paró totalmente sorprendida cuando encontró dentro de su cartera, su paquete de galletas, INTACTO!...
¿Cuantas veces nuestros prejuicios, muestras decisiones apresuradas, nos hacen valorar erróneamente a las personas y cometer las peores equivocaciones?

¿Cuantas veces la desconfianza ya instalada en nosotros, hace que juzguemos injustamente a personas y situaciones y sin tener un porqué las encasillamos en ideas preconcebidas muchas veces tan alejadas de la realidad que se presenta?

Así, por no utilizar nuestra capacidad de autocrítica y de observación, perdemos la gracia natural de compartir, de enfrentar situaciones, haciendo crecer en nosotros la desconfianza y las preocupaciones.  

Nos inquietamos por acontecimientos que no son reales, que quizás nunca lleguemos a contemplar y nos atormentamos con problemas que tal vez nunca ocurrirán.

Dice un viejo proverbio: Peleando, juzgando antes de tiempo y alterándose no se consigue jamás lo suficiente, pero siendo justo, cediendo, y observando a los demás, con una simple cuota de serenidad, se consigue más de lo que se espera...

 

 Arriba

Las Montañas...

Desde el comienzo del universo
las montañas y los ríos permanecen.
Es una verdad para no caer
en el pozo negro del pesimismo.
Si todos los días aparecemos con malas noticias.
Si son tiempos de tormentas o desastres.
Caiga quién caiga, hunda lo que se hunda,
las montañas y los ríos permanecerán.
Porque siempre la vida dura más
y es mas inmensa que todos los escándalos.
Dentro de algunos años,
nadie se acordará de éste momento,
ni de sus personajes, ni de nosotros.
Pero las montañas y los ríos seguirán allí
como han estado siempre...

 Arriba

El Hombre y La Mujer...

El hombre es la mas elevada de las criaturas
La mujer el mas sublime de los ideales
El hombre tiene la supremacía,
la mujer la preferencia
La supremacía significa fuerza,
la preferencia representa el derecho
El hombre es un código, la mujer un evangelio
El código corrige, el evangelio perfecciona
El hombre es un templo, la mujer es el sagrario
Ante el templo nos descubrimos
Ante el sagrario nos arrodillamos
El hombre es el águila que vuela
La mujer el ruiseñor que canta
Volar es conquistar el espacio
Cantar es conquistar el alma
El hombre tiene un farol, la conciencia
La mujer tiene una estrella, la esperanza
El farol guía, la esperanza salva
El hombre está colocado donde termina la tierra
La mujer donde comienza el cielo

 Arriba

El descanso de Dios

Cuentan que cierto día
Dios estaba cansado de las personas
que a todas horas del día y de la noche
lo llamaban continuamente
haciéndole todo tipo de pedidos
Entonces el pensó: voy a irme a descansar
voy a esconderme por un tiempo
Así que reunió a sus consejeros y les preguntó:
¿Donde debo esconderme?
Algunos dijeron: escóndete en la cima
de la montaña más alta de la tierra
Otros opinaron: Escóndete en el fondo del mar
nunca te hallarán allí
Otros: escóndete en el lado oscuro de la luna,
es el mejor lugar, nadie te encontrará
Entonces se volvió a uno de sus ángeles preferidos
y le preguntó: ¿Donde debo esconderme?
El ángel sonrió y le respondió:
Escóndete en el corazón de los hombres,
es el único lugar donde ellos nunca te buscan

Tarde o temprano,
todo hombre encontrarán a su Dios,
no importa cuanto tiempo les lleve,
y cuando lo encuentre,
ese hombre será mucho más feliz,
al saber que Dios también lo estaba buscando
 

 Arriba

La Belleza

Cuando la belleza se despierta, abre las puertas del día.
Cuando se duerme, enciende las estrellas del cielo.
Cuando sueña, callan todos los poetas.
Cuando llora, tiemblan todas las almas.
Y cuando reza, calla el hombre, calla el viento
y se arrodillan hasta los ángeles.

 Arriba

Le pedí a Dios

Le pedí a Dios que me quitara mi orgullo,
y Dios dijo: NO
me dijo que no es algo que tuviera que quitarme,
sino que era algo que yo tenía que entregar.

Le pedí a Dios que me concediera paciencia,
y Dios dijo: No
me dijo que la paciencia es fruto de la adversidad
no se concede, se conquista.

Le pedía a Dios que me diera felicidad
y Dios dijo: NO
me dijo que él da bendiciones
la felicidad depende de mí.

Le pedía a Dios que me evitara el dolor,
y Dios dijo: NO
me dijo que el dolor y el sufrimiento
me apartan de las preocupaciones mundanas
y que me acercan más a él.

Le pedía a Dios que me hiciese crecer mi espíritu,
y Dios dijo: NO
me dijo que debía crecer personalmente,
pero que el me podaría de vez en cuando.

Le pregunté a Dios si me amaba,
y Dios dijo que SI
me dijo que solo debo abrir mis ojos
para contemplar la creación
y al agradecer, encontraré su amor

Le pedía a Dios que me ayudara a amar a otros
como él me ama...
y Dios dijo: Por fin, estás empezando a entender...

 Arriba

Aún no Estoy Preparado

Me recuerda cuando perdí a mi padre...

Aún no estoy preparado
para perderte
No estoy preparado
para que me dejes solo
Aun no estoy preparado
para crecer y aceptar
que es natural;
para reconocer
que todo tiene
un principio y un final.
Aún no estoy preparado
para no tenerte
y solo recordarte
Aun no estoy preparado
para no poder oírte
o no poder hablarte
No estoy preparado
para que no me abraces
y para no poder abrazarte
Aún te necesito y
aún no estoy preparado
para caminar por el mundo
preguntándome porqué?!
No estoy preparado hoy
ni nunca lo estaré.
Te necesito.

 Arriba

Culpable...

Cuenta una antigua leyenda que en la Edad Media un hombre muy virtuoso fue injustamente acusado de haber asesinado a una mujer.
En realidad el verdadero autor era una persona muy influyente del reino y por eso desde el primer momento se procuro un chivo expiatorio para encubrir al culpable.
    El hombre fue llevado a juicio ya conociendo que tendría escasas o nulas chances de escapar al terrible veredicto. La horca!!!
    El Juez también complotado cuidó no obstante, de dar todo el aspecto de un juicio justo, por ello dijo al acusado:
    - "Conociendo tu fama de hombre justo y devoto del Señor vamos a dejar en manos de El tu destino. Escribiremos en dos papeles separados las palabras culpable e inocente. Tu escogerás y será la mano de Dios la que decida tu destino."
    Por supuesto el mal funcionario había preparado dos papeles con la misma leyenda CULPABLE y la pobre víctima aun sin conocer los detalles se daba cuenta que el sistema propuesto era una trampa. No había escapatoria. El Juez conminó al hombre a tomar uno de los papeles doblados. Este respiro profundamente quedo en silencio unos cuantos segundos con los ojos cerrados y cuando la sala comenzaba ya a impacientarse abrió los ojos y con una extraña sonrisa tomo uno de los papeles y llevándolo a su boca lo engullo rápidamente.     Sorprendidos e indignados los presentes le reprocharon airadamente:
    - "Pero ¿qué hizo y ¿ahora? ¿Cómo vamos a saber el veredicto?"

    -"Es muy sencillo respondió el hombre. Es cuestión de leer el papel que queda y sabremos lo que decía el que me trague".
    Con rezongos y bronca mal disimulada debieron liberar al acusado y jamás volvieron a molestarlo.

Moraleja: Sea creativo y cuando todo parezca perdido... ¡Use la imaginación!

 

Aportado por mi hija: Carolina Soledad Rodríguez -17 años

 

 Arriba

Postales de Amor

Hoy estarás casada,
serás madre y esposa
Y puede que algún amante
hasta te ofrezca rosas
Pero yo sé que alguna noche
habrás sonreído recordando
aquel cuarto que nos hizo mas íntimos
Al final, casi siempre al final del amor
solo quedan postales
que el olvido retoca a su manera

 Arriba

Reflexiones a fines del 2000

Desde donde cambiar nuestro mundo

Llega el nuevo siglo y yo me pregunto:
Gastamos más, pero tenemos menos
Compramos más, pero apreciamos menos
Las casas son mas grandes,
pero las familias mas pequeñas
Adquirimos mas conocimiento
pero menos sabiduría
Nos enorgullecemos por más títulos
pero carecemos de sensibilidad
Tenemos más expertos
pero mayores problemas
Nos acostamos demasiado tarde
amanecemos cansados
leemos poco
vemos demasiada televisión
y oramos, casi nada
Hemos incrementado las posesiones
pero reducido nuestros dolores
Sabemos apurarnos
pero no esperar
Podemos limpiar el aire
pero seguimos contaminado
el alma y la mente
Conocemos a más gente
pero tenemos menos amigos
Hemos hecho cosas más grande
pero no necesariamente mejores
Tenemos más medios de información
pero menos comunicación
Hemos viajado a la luna
pero se nos hace difícil
cruzar la calle para conocer al vecino
Hemos conquistado el espacio exterior
pero nos hemos alejado
de nuestro espacio interior
Llega el nuevo siglo
y yo me pregunto...
 

 Arriba

Globalización

Surgida la pregunta en una charla informal, café mediante,

durante el Congreso de la Defensa Pública Oficial del MERCOSUR,

en la ciudad de Córdoba (octubre de 2003):

¿Qué piensas de la globalización en que USA quiere embarcar al mundo?

"No es GLOBALIZACIÓN, es BOBALIZACIÓN; ya que

no nos hemos insertado en el mercado,

nos han ENSARTADO el mercado"

Dr. Carlos LAZO -Cochabamba, Bolivia-

 Arriba

Triple Filtro

Un día, un conocido se encontró con el gran filósofo y le dijo:
- ¿Sabes lo que escuché acerca de tu amigo?
- Espera un minuto, replicó Sócrates.
- Antes de decirme cualquier cosa quisiera que pasarás un pequeño
examen. Es llamado el examen del "triple filtro."
- ¿Triple filtro?
- Correcto, continuó Sócrates. Antes de que me hables sobre mi amigo,
puede ser una buena idea tomar un momento y filtrar lo que vas a decir.
Es por eso que lo llamo el examen del triple filtro.
- El primer filtro es la verdad.
- ¿Estás absolutamente seguro de que lo que vas decirme es cierto?
-  No, dijo el hombre, realmente solo escuché sobre eso y...
-  Muy bien, dijo Sócrates. Entonces realmente no sabes si es cierto o no.
- Ahora permíteme aplicar el segundo filtro, el filtro de la bondad.
- ¿Es algo bueno lo que vas a decirme de mi amigo?"
- No, por el contrario...
- Entonces, continuó Sócrates, tú deseas decirme algo malo sobre él,
pero no estas seguro de que sea cierto.
Tú puedes aún pasar el examen, porque queda un filtro: El filtro de la utilidad.
- ¿Será útil para mí lo que vas a decirme de mi amigo?"
- No, realmente no.
- Bien, concluyó Sócrates, si lo que deseas decirme no es cierto ni
bueno e incluso no es útil , ¿por qué decírmelo?

Es por eso que Sócrates fue un gran filósofo y ganó un alto respeto.
Usa este triple filtro cada vez que oigas comentarios sobre alguno de
tus amigos, compañeros de trabajo o de cualquiera persona. Que muchas
sorpresas nos llevamos cuando le damos la oportunidad al tiempo de
seguir su curso.

 

 Arriba

Amigo

Amigo es aquel que sabe todo de ti, y así mismo te quiere

                                                 Kim Hubbard

 Arriba

Vivir

Vivir es enseñar sin borrador.

                              Millor Fernández

 Arriba

La Felicidad

La felicidad no esta en el fin del camino,

sino en cada  curva del camino que recurrimos para encontrarla

 

 Arriba

Amor Eterno

AMOR ETERNO no es aquel que perdura para siempre,

pero aquel que fue verdadero en los momentos que fue vivido

 Arriba

Las Cosas

Las cosas que realizamos, nunca son tan bellas como las  que soñamos.

Pero .. algunas veces, nos ocurren cosas tan bellas, que  ni siquiera  pensamos en soñarlas...

 

 Arriba

Sola en mi Noche


Atiende por piedad, a este, mi ruego
Escucha por favor, esta llamada
Hoy se trata de mí, ¡te necesito!
Ayúdame a pasar la madrugada
Yo sé que hay en el cielo un Dios muy grande
Que sabe que te amo, que te extraño
Y hoy me ha concedido ser etérea
para pasar la noche entre tus brazos.

Hoy no te pido ni pasión ni besos
Ni tampoco una noche de locura
¿Podrás no responder a tus instintos
Y darme sólo amor, sólo ternura?
 
Sabrás que estoy allí por mi perfume
Sentirás mis palabras y mis manos
Y una débil luz azul que se consume
Al llegar junto a tí, desconocido amado.
 
¿Dime mi amor, no sientes mi presencia?
¿No sientes mi calor en tu costado?
¿Percibes la alegría de mis besos?
¿No escuchas de mi alma su llamado?
 
Yo sé que estoy contigo, lo adivino
No tengo ya temor, la noche acaba
Y espero entre tus brazos, ya sin dudas
La vida, la esperanza, otra mañana.
 
                                                        Alfonsina Storni
 

 Arriba

 
 
Reflexiona sobre tus bendiciones presentes,
de las cuales posees muchas;
no sobre tus penas pasadas, de las cuales,
todos tienen algunas.
 
                                                                 Charles Dickens
 
 
El bien de la humanidad debe consistir
en que cada uno goce al máximo de la felicidad que pueda,
sin disminuir la felicidad de los demás
 
                                                                    Aldous Huxley
 
 
La prueba más clara de sabiduría es una alegría continua.
 
                                                                      Montaigne
 
 
El único fracaso es no saber ser feliz.
 
                                                                     Celine Dion
 
 
 
La gente buena, si se piensa un poco en ello,
ha sido siempre gente alegre.
 
                                                               Ernest Hemingway
 
 
 
Solamente tenemos la felicidad que hemos dado.
 
                                                                            Anónimo
 
 
 
Solo un idiota puede ser totalmente feliz.
 
                                                                       Mario Vargas Llosa
 
 
 
Para ser feliz hay que estar enamorado.
 
                                                                          Andrés Pajares
 
 
 
La capacidad de entusiasmo es signo de salud espiritual.
 
                                                                       Gregorio Marañón
 
 
 
La felicidad no se produce por grandes golpes de fortuna,
que ocurre raras veces,
sino por pequeñas ventajas que ocurren todos los días.
 
                                                                          Benjamín Franklin
 
 
 
La única manera de sembrar felicidad es compartirla con alguien.
 
                                                                       Ana Luisa Moreira Días
 
 
 
Al fin de cuentas, todo es un chiste.
 
                                                                     Charles Chaplin
 

 Arriba

A veces no nos sentimos

como quisiéramos sentirnos

A veces no logramos

lo que quisiéramos lograr.

A veces las cosas que suceden

no tiene sentido.

A veces la vida nos lleva por caminos

que están fuera de nuestro control.

En esos momentos, sobre todo,

es cuando necesitamos a alguien

que nos entienda en silencio

y esté presente con su apoyo.

Quiero que sepas

que estoy a tu lado

en todo,

y que recuerdes que aunque

las cosas pueden ser difíciles hoy,

mañana será un nuevo día

 

                                                         Susan Polis Schutz

 

 Arriba

 
Siempre Seré Tuyo

Podré irme lejos,
mas allá de la más remota estrella,
pero yo siempre seré tuyo.

Unos vendrán a ti,
otros se alejarán,
pero yo siempre seré tuyo.

Podré saltar sobre las olas
de muchas encarnaciones,
abandonado bajo cielos de soledad,
pero yo siempre seré tuyo.

El mundo absorto en tus juguetes
podrá abandonarte,
pero yo siempre seré tuyo.

Mi voz podrá debilitarse
hasta llegar a faltarme,
pero con la voz de mi alma
te diré en un murmullo,
yo siempre seré tuyo.

Los pesares, las enfermedades y la muerte
podrán acosarme hasta hacerme pedazos,
pero mientras arda una pequeña llama
en un rincón de mi memoria,
mira mis ojos moribundos.

Ellos, mudos, te dirán
yo siempre seré tuyo
.
 

 Arriba

El Ángel de los Niños


Cuenta una antigua leyenda de un niño que estaba por nacer, y le dijo a DIOS:
Me dicen que me vas a enviar mañana a la tierra, pero, ¿cómo viviré tan pequeño e indefenso como soy yo?

DIOS le contesta: Entre Muchos ángeles escogí uno para ti que te está esperando, él te cuidará.

NIÑO: Pero, dime, aquí en el cielo no hago más que cantar y sonreír, y eso basta para ser feliz.

DIOS: Tu ángel te cantará, te sonreirá todos los días y tu sentirás su amor y serás feliz.

NIÑO: ¿Y como entender cuando la gente me hable si no conozco el extraño idioma que hablan los hombres?.

DIOS: Tu ángel te dirá las palabras más dulces y más tiernas que puedas escuchar y con mucho cariño y paciencia te enseñará a hablar.

NIÑO: ¿Y que haré cuando quiera hablar contigo?.

DIOS: Tu ángel te juntará las manitas y te enseñará a orar.

NIÑO: He oído que en la tierra hay hombres malos, ¿quién me defenderá?.

DIOS: Tu ángel te defenderá a costa de su propia vida.

NIÑO: ¿Pero estaré siempre triste porque no te veré más?.

DIOS: Tu ángel te hablará siempre de mí y te enseñará el camino para que regreses a mi presencia, aunque yo estaré a tu lado.

En ese instante una gran paz reinaba en el cielo, pero ya se oían voces terrestres...

Y el niño presuroso repetía suavemente...
DIOS mío ya me voy, dime su nombre, ¿cómo se llama mi ángel?.

A lo que DIOS contestó: Su nombre no importa, tú solo le dirás: MAMÁ....

 

 Arriba

El Hombre y La Mujer

El hombre piensa.
La mujer sueña.
Pensar es tener cerebro.
Soñar es tener en la frente una aureola
El hombre es un océano.
La mujer es un lago.
El océano tiene la presencia que embellece.
El lago tiene la poesía que deslumbra.
El hombre es el águila que vuela.
La mujer, un ruiseñor que canta.
Volar es dominar el espacio.
Cantar es conquistar el alma.
El hombre tiene un faro: La conciencia.
La mujer tiene una estrella: La esperanza.
El farol guía.
La esperanza salva
En fin, el hombre está colocado donde termina la tierra.
La mujer, donde comienza el cielo!...
 

Víctor Hugo

 

 Arriba

Que me Palpen de Armas

Creo en el amor,
como en la experiencia mas maravillosa de la existencia
y como generador de toda clase de alegría.
Y en el amor correspondido, como la felicidad misma.
Pero no fui educado para el,
ni para la felicidad, ni para el placer.
Porque fui advertido malamente contra la entrega
y el gozoso abandono que suponen.
Cada día, entonces, todavía,
es una ardua conquista, una trasgresión,
una desobediencia de vida a mi mismo.
Una porfía...la laboriosa tarea de desaprender lo aprendido.
El desacato a aquel mandato primario y fatal.
Aquel dictamen, según el cual se gana o se pierde,
se ama o se es amado, se mata o se muere.
La vida por lo tanto, no me ha endurecido.
Ese sea tal vez, mi mayor logro.
Que me palpen de armas.
Dejo a un lado, si que alguna tuve o me queda,
toda arma que sirva para volverse temible,
para someter, para acumular, para ser poderoso.
Para triunfar en un mundo de mano armada,
en el que la felicidad se compra con tarjeta de crédito.
No quiero que la lucidez me cueste la alegría.
Ni que la alegría suponga la negación o la ceguera.
Pero no me es fácil. Me cuesta vivir a contratiempo.
Con la sensación de ser testigo
de un desatino histórico gigantesco,
de un extravío descomunal,
tan irracional absurdo o desolador,
como la bomba de neutrones.
No entiendo al mundo.
Me parece, como dice Serrat:
que ha caído en manos de unos locos con carnet.
Me siento ajeno a la debacle pero en medio de ella.
Mi vida es apenas un instante en el océano del tiempo.
Y es como si quisiera que ese instante fuera sereno y hondo,
en medio de una ensordecedora discoteca, o
de un holocausto definitivo,
siempre a punto de estallar.
Me desazona la vanalización de la vida,
el pavoneo de la insensatez,
el triunfo de la prepotencia y de la ostentación.
la deshumanización salvaje de los poderosos
la aceptación y el elogio del sálvese quién pueda
La práctica y la prédica del desamor y de la histeria.
Me descorazona la idiotez colectiva,
la idealización de lo superfluo, el asesinato de la inocencia,
el descuido suicida de lo poco que merecería nuestro mayor esmero.
El desconocimiento o el olvido de nuestra propia condición.
Me conmovió no hace mucho que el cosmólogo Sagan
en un artículo extenso,
escrito como desde un punto perdido en el infinito del espacio
desde el cual el mundo se observa como una bolita cachusa,
terminara diciéndonos: besen a sus hijos.
Escuchemos a esos hombres, sigámoslos.
Leamos a los poetas.
No permitamos que el misterio de la existencia,
deje de estremecernos cada día.
Porque es el costo mas alto que podemos pagar
por nuestra necedad y nuestra omnipotencia.
La vida de un árbol merece nuestra devoción,
y nuestro mas grande regocijo.
Al amparo gozoso de su sombra,
acariciados por la tibieza de la luz del sol,
y arrumados por el sonido mágico e irrepetible de su follaje
mecido por la mano invisible del viento,
estaremos a salvo de la alienación y de la orfandad,
siempre y cuando seamos capaces de apreciar esa gloria,
mientras nos sea posible.
Y de reconocer en ella nuestra mayor riqueza.
Que la muerte no nos hiera en vida,
que la ferocidad no nos pueda el alma.
Que nada troque nuestra dicha de estar despiertos.
Que una caricia nos atraviese
como una flecha jubilosa y radiante.
Besemos a los que amamos
Amémonos.

... verdad que es "sin palabras"... del álbum Juntando Almas
Lito Vitale

 Arriba

 Página de Inicio

Este sitio se actualizó por última vez el 15 de October de 2015

webmaster@7rodriguez.com.ar
Copyright 200 Luis Alejo RODRIGUEZ  Reservados todos los derechos